Jesús Amarrado a la Columna celebra este viernes su Vía Crucis por el barrio de San Antón

26 de Febrero de 2020

Comunicado de la I. V. H. de Ntro. Padre Jesús Amarrado a la Columna

 

Se alargan ya los días y se acerca el tiempo de Cuaresma, quizás el periodo más intenso en nuestra ciudad, debido a la cantidad de actos que tienen las distintas Hermandades de nuestra Semana Santa. Como cada primer Viernes de Cuaresma, se celebrará este viernes él Vía Crucis de la Ilustre y Venerable Hermandad de Nuestro Padre Jesús Amarrado a la Columna, como ya nos anunció Ricardo Culebras San Julián en su cartel de este año. Se trata sin duda de cita muy esperada por la comunidad nazarena conquense deseosa ya de escuchar el golpear de horquillas por las estrechas y empinadas callejuelas del barrio de San Antón.

 

Como es habitual, a las 19:15 h. se celebrará la tradicional Misa previa al Vía Crucis en la Parroquia de Ntra. Sra. de la Luz oficiada por el Obispo de Cuenca Monseñor José María Yanguas, y contando, un año más, con el acompañamiento de la Escolanía de Ntra. Sra. de la Soledad de San Agustín, que permitirá a los presentes disfrutar del primer Miserere de la Cuaresma. Al término de la misma, aproximadamente a las 20 h., dará comienzo el Vía Crucis con la talla de Ntro. Padre Jesús Amarrado a la Columna sin el sayón que le azota cada Jueves Santo. La Imagen será portada por los banceros del pasado desfile de Paz y Caridad (suspendido por la lluvia), e irá parando a lo largo del recorrido en catorce puntos para reflexionar sobre las diferentes estaciones que conforman el Vía Crucis. De su lectura se encargarán los propios fieles que acompañan el discurrir del cortejo con sus velas encendidas y rezando tras la Imagen. Olor a incienso, cera quemándose, golpear de horquillas, fe y devoción por las calles de San Antón para ver caminar al “Amarrao”.

 

La Hermandad espera ya impaciente que la climatología acompañe y que, cumpliendo la tradición, la talla de Ntro. Padre Jesús Amarrado a la Columna recorra su barrio llegando a fieles y hermanos impedidos y haciéndonos a todos meditar ante los días de Pasión que ya se acercan.